Es común, hasta podemos decir que 'normal' tener una que otra discusión con nuestra pareja. Sin embargo, muchas personas sienten que es algo malo y que va a dañar la relación, sin darse cuenta que en realidad el problema está en cómo lo hacemos. Aquí unas valiosas recomendaciones para 'discutir en positivo'.
Somos responsables de todo lo que pasa en una relación; nadie ni nada puede entrometerse o destruirla al menos que uno de entrada a otra persona o circunstancia para hacerlo.
Los lazos que creamos con otras personas van más allá de un simple plano físico y material. Los lazos energéticos son una 'especie' de hilos u ondas energéticas que se crean entre las personas, y tienen como objetivo transmitir información y energías... Lo que quiere decir, que los lazos energéticos se crean cuando contraes un vínculo especial e íntimo con otra persona.
Nuestro cuerpo es nuestro templo, es la manifestación del espíritu en la Tierra. Se nos ha olvidado que es nuestro único vehículo y que le afecta lo que hacemos o permitimos entrar en él. El primer paso para vivir una sexualidad sana es el mantener tu cuerpo limpio, sano, activo y lleno de amor. Se ha demostrado científicamente que lo que comemos afecta nuestro cuerpo, órganos, sangre, mente, cuerpo y cuerpo energético.
El organismo tiene distintas formas de manifestarse cuando necesita algo y todas las personas tienen necesidades básicas que deben ser satisfechas. Tener intimidad tiene muchos beneficios (fortalece el sistema inmunológico, disminuye la presión arterial, rebaja el estrés, ayuda a reposar, entre muchos otros)
Viajar trae consigo muchos beneficios y aprendizajes que aportan al crecimiento personal, e incluso profesional, de cada uno, y al hacerlo en pareja, fortalece la relación, creando en la mayoría de las veces vínculos inquebrantables.
Cart Item Removed. Undo
  • No products in the cart.